25 abril 2007


Hace tiempo vi en el blog de Mae una especie de pelota anti estrés para enganchar los pendientes que dejas en la mesilla de noche. Despues de años perdiendolos a pares, víctimas de los machangazos que se lleva mi despertador algunas mañanas, decidí que podría ser una bonita opción. Helo aquí. Aproveché los restos de lanas para calcetines que tenía por casa, y lo rellené con una media. Coqueto y útil a la par, aunque se caiga al suelo los pendientes no se menean de su sitio. Me encanta :)

6 comentarios:

cybernekanekane dijo...

Qué buena idea. Yo los pendientes los tengo todos espachurrados en una cajita de madera. Algo tendré que hacer. Un beso.

Xhiara dijo...

Me gusta!

Pero si pillan esa pelotita mis gatos no queda de ella ni las migas!.

Besos!

Laurix dijo...

Me gusta, debería plantearme hacer algo así, que tengo la mesa que ya no caben más...

Vega dijo...

TUTORIAL PARA INÚTILES, TUTORIAL PARA INÚTILES, POR FAAAAAAA!!!!!!!!!!

laura dijo...

oye pues parece una muy buena idea, seguro y al alcance.

caska dijo...

te ha quedado muy bièn, yo pensaba solucionarlo con una de esos marcos de corcho aunque todavia no lo he comprado, quiero colgarla detras de la puerta del armario,asì colgarè tambièn los collares que las cadenas se me enredan siempre ;) ciaooo